Blog

ÁRBOL DE TÉ Y LAVANDA

Verdades y mentiras

ÁRBL DE TE Y LAVANDA

No son muchas las personas que preguntan, pero todavía sigue apareciendo algún caso que me comenta:
“¿Sabes algo acerca de que el Aceite esencial de Árbol de Té sea estrogénico? Se lo estoy poniendo al niño, y no quiero que le crezcan los pechos”


Mi respuesta siempre es la misma. Nunca me he encontrado un caso en el que esos efectos se hayan producido, ni conozco estudios científicos o publicaciones que hagan referencia a que ese aceite produzca o haya producido tales efectos.


Esta semana se ha repetido el caso, y causalidades de la vida, me encuentro con un correo de Enrique Sanz Bascuñana haciendo referencia al tema.


A pesar de no haber podido demostrar tal relación, el bulo sigue circulando por internet y redes sociales, de forma periódica. Pero, curiosamente, tampoco ha habido cambio alguno en la legislación que afecta al uso de este aceite en el ámbito cosmético. Si algo tiene efectos nocivos para la salud, enseguida es retirado del mercado y modificada la legislación para que tampoco sea incluido en otros productos. Pero nada de eso ha ocurrido con el aceite esencial de Árbol de Té, ni con el de Lavanda, también cuestionado por esos mismos efectos estrogénicos.


Ante ese bulo, el equipo de Robert Tisserand, quizá el aromaterapeuta de referencia mundial en la actualidad, inició unos estudios en sus laboratorios para comprobar dichos efectos. El resultado fue concluyente, ante la ausencia total de efectos estrogénicos por parte del Aceite Esencial de Árbol de Té. A continuación os dejo el link al estudio publicado en la Naha en 2013, y otros de Antonia Jover y Enrique Sanz Bascuñana al respecto de los mismo.


https://naha.org/naha-blog/neither-lavender-oil-nor-tea-tree-oil-can-be-linked-to-breast-growth-in-you/
https://aromaterapiafamiliar.wordpress.com/2017/12/14/el-aceite-esencial-de-arbol-del-te-no-hace-crecer-el-pecho-no/
https://institutoesb.com/arbol-del-te-la-lavanda-no-estrogenicos/

Algo que si puede influir en determinados casos es el uso de envases de plástico para las mezclas de aceites esenciales. Como hemos dicho muchas veces y repetimos en los cursos, es algo a evitar, porque, como repetía en todos sus cursos y charlas el maestro Héctor Gambís, los aceites esenciales se “comen los plásticos” y liberan sustancias que si pueden ser disruptores estrogénicos, como los ftalatos.
Igualmente Enrique Sanz Bascuñana, Antonia Jover, y otros reputados aromaterapeutas, publican en sus blogs artículos haciendo referencia a la circulación de este bulo. Pero lo cierto, y científicamente demostrado, es que: 
Los Aceites Esenciales de Lavanda y Árbol de Té no tienen efectos estrogénicos, no provocan ginecomastia en niños.


Podemos también aprovechar la ocasión para recordar algunas de las maravillosas propiedades que tienen estos dos aceites esenciales, para ayudarnos a mejorar en muchas facetas relacionadas con la salud.

El Aceite Esencial de Árbol de Té es un maravilloso y potente antibacteriano de amplio espectro, gran fungicida y parasiticida, estimulante inmunitario y mental. Indicado para infecciones en vías respiratorias, de otorrinolaringología, urinarias y ginecológicas; para resfriados, cortes, rozaduras, infecciones bucales y micosis cutáneas y ungueales. Funciona muy bien igualmente en el edema linfático, piernas cansadas, etc.
Ayuda al Sistema Inmunológico a combatir infecciones. Activa los glóbulos blancos.


Fuerte antiséptico, muy utilizado en las gripes, enfriamientos, fiebres glandulares, y gingivitis.
Es un gran equilibrante emocional, efectivo en casos de depresiones ya que también es equilibrante neurológico.


Eficaz en el cuero cabelludo, en heridas, llagas y piel seca.


Es un protector cutáneo y es muy efectivo también como protector en tratamientos de radioterapia.
Calma picaduras y es repelente de insectos. Esta es una de las propiedades por las que más se usa este aceite, como componente de muchas sinergias, lociones, etc. para ahuyentar a los piojos de la cabeza.

El Aceite Esencial de Lavanda es quizá el más polivalente de todos los aceites esenciales conocidos. Su rica y variada composición lo hace útil en un sinfín de situaciones, con innumerables indicaciones terapéuticas. Muchas escuelas de Aromaterapia inciden en comenzar precisamente trabajando sólo con este aceite, dada su gran potencialidad.

El Aceite Esencial de Lavanda es analgésico, anticonvulsivo, antidepresivo, antiséptico, antiinflamatorio, tónico cicatrizante, desodorante, diurético, hipotensor, sedante, sudorífico…
Todas estas propiedades, y otras muchas, lo hacen indicado para acné, abscesos, forúnculos, quemaduras, asma, bronquitis, catarro, vómitos, cólicos, conjuntivitis, cistitis, ansiedad, enfermedades infecciosas, jaquecas, sinusitis, úlceras, diarrea, sarna, trastornos del sistema nervioso, depresión, desmayos, halitosis, gripe, nauseas y reumatismo.


De especial utilidad en dolores de cabeza y del cerebro que proceden del resfriado, en calambres, convulsiones, desmayos.


Tiene propiedades sedantes y tonifica el corazón, a la vez que reduce la hipertensión.
Reduce los nervios y es muy recomendado en depresiones, insomnio y dolores persistentes de cabeza, así como para tratar el pánico y la histeria.


El gran valor como cicatrizante y analgésico hace que tenga gran importancia en los tratamientos de eczemas, psoriasis, heridas, diarrea. Es el mejor remedio para las quemaduras químicas.
Es un agente rejuvenecedor de las células cutáneas.


Eficaz para combatir parásitos de la piel y picaduras de insectos.


Para los más pequeños, es muy recomendable en infecciones, debilidad, excitación nerviosa, cólicos, así como en dolores de garganta y oído.


En las mujeres es muy beneficioso en trastornos menstruales de reglas escasas.


Favorece la rapidez del parto, relaja a la madre y suaviza las contracciones.


Para limpiar ambientes es espectacular con hisopo, incienso y naranja amarga.

Así pues, y visto lo visto, a usar estos maravillosos aceites, imprescindibles en cualquier botiquín.


                                                                           ¡Salud para todos!

¡Acércate a conocernos!
Contacto
Esta web emplea cookies. Si continúas navegando entendemos que aceptas nuestra Política de cookies.